El velo.

Leo en El Mundo el Achipiélago Gulasch, del inteligente e irónico, cualidades que sueles ir unidas, Román Piña Valls, sobre el velo en las escuelas.

Dice “No creo que llevar velo provoque nada especial en su entorno, en estos tiempos de multiculturalidad irreversible. Yo doy clases en un centro educativo y veo algunas otras costumbres que resultan mucho más problemáticas. Responden a una moda, no a una tradición, aunque sí tal vez a una nueva religión: la de la vanidad, la de la imagen, la de la seducción en extraña combinación con la vulgaridad. Apelamos a la tradición, a la identidad propia y al laicismo para atacar el derecho de conciudadanos a llevar velo. ¿No podemos apelar a lo mismo para cuestionar la libertad de nuestros alumnos a asistir a los colegios e institutos con los calzoncillos a la vista, en bañador, o regalándonos la vista con escotes como este”

Y nos regala una soberbia fotografía de magnífico escote. No lo reproduzo porque así doy la vez para que vayáis a su blog.

A mí me parece que no hay más remedio que aceptar esa prenda que, a mí, me sigue pareciendo símbolo de la sumisión CUANDO PREGUNTAS POR QUÉ LAS LLEVAN te contestan es un signo de respeto, a quién, a dios, …¿al marido que es el interpreta cómo se ha de entender el respeto a dios y a él? 

Desde luego, por lo que no paso es por el burka y el chador, u otras que envuelven a la mujer en un bulto irreconocible.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s